Recomendaciones de Uso

Para conservar tus zapatos y bolsos en óptimas condiciones, recomendamos:
  • Limpiarlos sólo de ser necesario, con agua y un paño blanco para colores claros y paño oscuro para colores café, azul oscuro, grises y negro. Dejar secar la humedad a la sombra. El almacenamiento del producto influirá en la vida útil del mismo. En el caso de los bolsos, evita doblar o arrugar y procura mantener tu cartera en una bolsa individual o colgada.
  • Para manejar carro o moto debes tener cuidado con la fricción que implica esta actividad para proteger el producto (parte trasera, punta y tacón).
  • Un par de zapatos nuevos preferiblemente no deben ser usados por muchas horas consecutivas. Una vez los pies están completamente acostumbrados a los zapatos, puedes empezar a usarlos todo el día.